Duartes, Borge, y Yarrington: ¿Los “nuevos” Jinetes del Apocalipsis?

 

Ex-gobernadores de Veracruz, Tamaulipas, Chihuahua y Quintana Roo,  han sido señalados por cometer diversos delitos, desde operaciones ilícitas, despojar a empresarios y particulares de sus bienes.

Así es, el “nuevo PRI” tiene 4 emisarios de la corrupción y se pone en duda si la Justicia mexicana, hará lo propio para juzgarlos.

1- LAS ACUSACIONES CONTRA YARRINGTON

El exgobernador de Tamaulipas, Tomás Yarrington fue detenido por la Interpol en Italia.

Yarrington Ruvalcaba fue aprehendido el domingo pasado, luego de permanecer prófugo desde 2012.

El exgobernador —originario de Matamoros— era buscado por autoridades de México y Estados Unidos por sus nexos con el crimen organizado y en específico con el Cártel del Golfo; incluso, en noviembre del 2016, la Procuraduría General de la República (PGR) ofreció una recompensa de 15 millones de pesos a quien diera datos de su localización.

En Estados Unidos está acusado, en una corte federal del sureste de Texas, de 11 cargos por participar en una confabulación de crimen organizado, que incluyo contrabando de drogas, lavado de dinero y fraude, entre otros.

La acusación, presentada en mayo de 2013, señala a Yarrington haber aceptado sobornos de los cárteles mexicanos del narcotráfico desde que era candidato a la gubernatura de Tamaulipas en 1998 y por mantener su colaboración con estos grupos a lo largo de todo su mandato.

Ahora, las autoridades de Estados Unidos y mexicanas se disputan la extradición de Yarrington.

2.- LA HERENCIA DE CÉSAR DUARTE

César Duarte ha sido acusado de ser responsable del mal rumbo de las finanzas que actualmente vive Chihuahua.

El exgobernador de Chihuahua, César Duarte, quien enfrenta una orden de aprehensión por peculado, ha señalado una supuesta “persecución política” en su contra por parte del actual gobernador de ese estado, el panista Javier Corral.

El exmandarario es acusado de desviar recursos a través de cinco modus operandi, que incluyen adjudicaciones directas a empresas, contratos de servicios con empresas fantasma y la venta de bienes públicos a precios menores de los reales.

Además, Corral ha señalado al exmandatario como el responsable del mal rumbo de las finanzas del estado, que tiene ingresos comprometidos hasta 2024 y una deuda de 55 mil millones de pesos.

Duarte también es señalado de retener de forma ilegal salarios de funcionarios por 79 millones de pesos, usar recursos públicos en su beneficio a través del Banco Progreso, del cual buscó ser accionista, lavado de dinero y enriquecimiento ilícito.

Y mientras se resuelven las denuncias contra Duarte ante la PGR, el nuevo gobierno ya ha recibido una ayuda por 294 mdp, y busca reestructurar su deuda y ahorrar 1,750 mdp, a través de mejoras en la recaudación fiscal, recortes en el gasto y congelar plazas vacantes.

3.- LOS PIRATAS DE ROBERTO BORGE

El gobierno de Carlos Joaquín González investiga a exfuncionarios involucrados en juicios simulados para despojar de propiedades a empresas y particulares.

Funcionarios públicos y notarios auspiciados por el ex gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge Angulo, arrebataron el patrimonio de empresas y particulares, y remataron terrenos de propiedad pública a través de familiares, empleados y personas cercanas, de acuerdo con la investigación especial realizada por Expansión y Mexicanos contra la corrupción y la impunidad.

En febrero de este año, la Procuraduría General de la República (PGR) aseguró 25 predios vinculados a Borge. Los inmuebles contaban con un valor comercial que rebasaba los 5 mil millones de pesos y que fueron vendidos al 6% de su valor comercial.

La red, conocida como #LosPiratasDeBorge, operaba de la siguiente forma: supuestos trabajadores inician una demanda laboral contra empresas y reclaman indemnizaciones millonarias, la Junta de Conciliación y Arbitraje falla a favor del trabajador, vaciaba las cuentas bancarias del empresario y se adueñaba de los inmuebles, que eran rematados.

De acuerdo con la nueva administración de Quintana Roo, encabezaba el gobernador Carlos Joaquín, la deuda que Borge heredó al estado llega a los 22 mil millones de pesos, mientras que el Congreso ya ha emitido una alerta para evitar que Borge salga de México, la última aparición pública de éste fue en octubre pasado, cuando mandó un misterioso tuit.

4.- EL VERACRUZ DE JAVIER DUARTE

El paradero de Javier Duarte, exgobernador de Veracruz, era desconocido desde que se inició una averiguación en su contra.

Un daño patrimonial por 16,175 millones de pesos, un exgobernante desaparecido, deudas hasta el cuello, así es el panorama que enfrenta actualmente Veracruz.

La bomba política estalló en abril de 2016 cuando el priista Javier Duarte y Yunes Linares, quien contendía por la gubernatura del estado, intercambiaron diversas acusaciones por corrupción y enriquecimiento ilícito.

En septiembre de 2016, la Procuraduría General de la República (PGR) inició una investigación contra Duarte por lavado de dinero y delincuencia organizada. Un mes después, el político pidió licencia para enfrentar las acusaciones en su contra, pero fue la última vez que se le vio, ahora la PGR ofrece una recompensa de 15 millones de pesos a quienes den datos para su localización.

Y mientras las denuncias contra Duarte se acumulan-, poco a poco se destapan los detalles de su presunto desfalco que dejó un daño patrimonial al estado por 16 mil 175 millones de pesos.

En febrero de 2017, el gobierno de Veracruz encontró en una bodega, en el municipio de Córdoba, múltiples objetos del exgobernador y de su familia, así como una serie de documentos que vinculan a Karime Macías de Duarte, esposa del exgobernador, en el desvío de recursos públicos para beneficio personal.

Ese mismo mes, la Fepade informó que investigaba un posible desvío de recursos públicos del anterior gobierno del estado de Veracruz, por parte de exfuncionarios de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, a favor del presidente del partido político Morena, Andrés Manuel López Obrador.

5.- LA PRESUNTA DEFRAUDACIÓN FISCAL DE GUILLERMO PADRÉS

Defraudación fiscal, corrupción y operaciones ilícitas son algunas de las acusaciones que pesan sobre Guillermo Padrés Elías, quien gobernó Sonora de 2009 al 2015.

Cuando aún dirigía el estado, Padrés fue señalado de construir una presa de forma indebida, así como de condonar millones de pesos en impuestos a empresas en las que participan socios, amigos y familiares de sus colaboradores y él mismo.

Sin embargo, fue hasta septiembre de 2016 cuando la PGR solicitó una orden de aprehensión en su contra por 30 mil millones de pesos faltantes en el erario. El 17 octubre de 2016, la Interpol emitió una ficha roja para localizarlo, debido a que era buscado por la justicia mexicana por presunta defraudación fiscal por ocho millones de dólares y lavado de dinero.

Padrés finalmente se entregó el 10 de noviembre de 2016 y permanece recluido en el Reclusorio Oriente. El político, quien ha dicho que vive una persecución política, ha promovido una serie de amparos, el más reciente fue uno para que se suspenda cualquier aprehensión en su contra por delitos menores.

La actual gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich, ha dicho que se han detectado daños a las arcas públicas locales por más de 30 mil millones de pesos durante el gobierno de Padrés y se han asegurado un rancho y otras propiedades del político.

6.- LOS SEÑALAMIENTOS A HUMBERTO MOREIRA (Bonus extra)

Tras enfrentar acusaciones por malversación de fondos y permanecer detenido por un tiempo en España, ahora Humberto Moreira Valdés busca ser diputado local de Coahuila por el Partido Joven.

Moreira Valdés ha sido investigado por malversación de recursos públicos cuando fue gobernador de ese estado y se le atribuye un crecimiento de la deuda de ese estado de 323 millones de pesos en 2005 a 36 mil 675 millones de pesos en 2011, de acuerdo con datos de la Secretaria de Hacienda y Crédito Público.

El 15 de enero de 2016, la Policía Española detuvo al exmandatario de Coahuila por las transferencias de dinero que hizo Moreira a España en 2013, por 200 mil dólares, aunque el exgobernador estuvo en prisión solo una semana, pues el juez Santiago Pedraz, de la Audiencia Nacional -la principal instancia judicial española que se encarga de temas complejos como terrorismo y corrupción-, lo dejó en libertad sin fianza, al no hallar delitos en su contra.

Pero las acusaciones contra Moreira Valdés no han cesado y en junio de ese año, un documento de la corte estadounidense para el Distrito Oeste de Texas, involucró al exgobernador priista y otros funcionarios de estar involucrados en las transacciones que realizó el empresario mexicano Rolando González Treviño para transferir dinero robado.

fuente: cnn expansión

Comentarios de Facebook